-
jueves 25 de abril de 2024    | Cielo claro 11.2ºc | Mar del Plata
Investigadores de Argentina participan en la validación del indicador de Eutrofización de los Objetivos de Desarrollo Sostenibles de la ONU | Infobrisas | Noticias de Mar del Plata y la zona
jueves 25 de abril de 2024

Investigadores de Argentina participan en la validación del indicador de Eutrofización de los Objetivos de Desarrollo Sostenibles de la ONU

jueves 30 de marzo de 2023
Investigadores de Argentina participan en la validación del indicador de Eutrofización de los Objetivos de Desarrollo Sostenibles de la ONU
Un grupo de investigadores del CONICET Mar del Plata, miembros de REMARCO Argentina y otras instituciones del país están participando activamente en la validación de datos para medir el indicador del índice de eutrofización costera en América Latina.
 
Científicos y científicas del CONICET y la Red de Investigación de Estresores Marinos Costeros en Latinoamérica y el Caribe (REMARCO) Argentina, el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (UNEP) y la Oficina Atmosférica y Oceánica de Estados Unidos (NOAA por sus siglas en inglés) están participando activamente en la validación de datos para el indicador 14.1.1a del Índice de eutrofización costera en América Latina de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Organización de Naciones Unidas (ONU).
 
La eutrofización es un proceso provocado por el enriquecimiento del agua con nutrientes, especialmente compuestos de nitrógeno y/o fósforo, que genera un aumento del crecimiento, la producción primaria y la biomasa de algas, cambios en el equilibrio de los organismos y la degradación de la calidad del agua.
 
“Las consecuencias de la eutrofización son indeseables si degradan de forma apreciable la salud de los ecosistemas y/o el suministro sostenible de bienes y servicios que ellos proveen. Puede provocar procesos de hipoxia, floraciones algales nocivas, muerte de organismos marinos como peces, pastos marinos, corales, pérdidas de hábitats y tener riesgos para la salud de la población en general. En las aguas costeras, los aportes excesivos de nutrientes proceden principalmente de fuentes antropogénicas, como los fertilizantes agrícolas, los residuos ganaderos y los vertidos de las depuradoras de aguas residuales”, explica Betina Lomovasky, investigadora del CONICET Mar del Plata coordinadora de la red REMARCO a nivel nacional y participante del proyecto.
 
En tres países de Latinoamérica se realizaron los primeros muestreos con el principal objetivo de recopilar información in situ para evaluar los productos derivados de datos satelitales y recopilar datos de nutrientes relacionados a la eutrofización. Esta información se utilizará para evaluar la eficacia de los indicadores derivados de satélites y desarrollar indicadores de datos satelitales más específicos para los países miembros en futuros informes nacionales y regionales para el Indicador 14.1.1a de los ODS.
 
De esa forma en noviembre del 2022 se llevó a cabo la primera campaña de muestreo en cinco puntos del Río de La Plata, que incluían zonas ribereñas que diferían en su distancia a las fuentes de abastecimiento de agua potable y una zona costera a 7,5 km de la costa. Dicha campaña contó con fondos suministrados por el UNEP y en colaboración con la NOAA.
 
Estos datos, conjuntamente con los recopilados por equipos de trabajos conformados en Uruguay y México, miembros de la REMARCO, formarán parte de la validación de los indicadores para la región de Latinoamérica y El Caribe. Lomovasky afirma que se espera luego volcar dicha información y metodología a los restantes países miembros de la Red.
 
La Red REMARCO es una red voluntaria de investigación interdisciplinaria que emplea técnicas nucleares e isotópicas para uso pacífico, para el abordaje de problemas ambientales de los ecosistemas marino-costeros de Latinoamérica y el Caribe. Se apoya en el trabajo integrado entre científicos y comunicadores de los distintos países que la conforman para lograr la transferencia efectiva de los resultados de investigaciones científicas a los tomadores de decisiones y a las comunidades afectadas por la contaminación química y de microplásticos, eutrofización, floraciones algales nocivas y los cambios acelerados en la acidificación oceánica. De este modo, la Red pretende contribuir a la definición de políticas públicas hacia la solución integral de estos problemas, y al cumplimiento del Objetivo de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas 14: Vida Submarina (hasta el 2030), entre otros.
 
Por Argentina participaron de la campaña los investigadores del CONICET, Mauricio Díaz-Jaramillo del Instituto de Investigaciones Marinas y Costeras (IIMyC, CONICET-UNMdP) y Red REMARCO, Marcelo Hernando de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA) y Red REMARCO y Ana Dogliotti del Instituto de Astronomía y Física del Espacio (IAFE, CONICET-UBA). En la logística participaron Mariana González y Betina Lomovasky ambas del IIMyC, y Red REMARCO y Diego Moreira del Centro de Investigaciones del Mar y la Atmósfera (CIMA, CONICET-UBA).
 
Lomovasky explica que “En la campaña se recogieron mediciones radiométricas a cargo de la Dra. Dogliotti y muestras para turbidez, sedimentos suspendidos totales, demanda biológica de oxígeno (DBO), concentración de clorofila y feofitina, identificación taxonómica de fitoplancton, nutrientes y mediciones de microplásticos, variables fisicoquímicas del agua a distintas profundidades en cada una de las estaciones de muestreo, que fueron analizadas por el resto de los investigadores involucrados”.
 
Actualmente se encuentran en una segunda etapa del proyecto, analizando los datos conjuntamente con todos los países participantes.
¿Qué son los ODS y por qué es importante el ODS 14.1?
En la Asamblea General de la ONU que se realizó en 2015, los Jefes de Estado y de Gobierno acordaron 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) como marco para la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible. Uno de ellos está dedicado específicamente a los océanos, el ODS 14 que plantea “Conservar y utilizar de forma sostenible los océanos, los mares y los recursos marinos”.
 
Para cada objetivo de alto nivel, los países han acordado una serie de metas e indicadores específicos. El ODS 14 tiene 10 metas, cada una con sus propios indicadores. Cada indicador de los ODS es responsabilidad de un organismo internacional específico que actúa como organismo custodio del indicador. Los organismos custodios son organismos de las Naciones Unidas y otras organizaciones internacionales responsables de facilitar el flujo de datos e información desde el nivel nacional al mundial. Los organismos custodios también tienen la responsabilidad de normalizar las metodologías de los indicadores de los ODS y de apoyar a los países en el fortalecimiento de la capacidad estadística nacional y los mecanismos de presentación de informes.
 
La meta 14.1 tiene por objeto reducir los efectos de la contaminación mediante la prevención y la reducción de la contaminación marina de todo tipo, en particular la procedente de actividades terrestres, incluidos los desechos marinos y la contaminación por nutrientes. Debido a la gran cantidad de datos y recursos necesarios para calcular la carga de nutrientes, se propone una metodología progresiva que promueve la recopilación de datos derivados de los países para complementarlos con otros conjuntos de datos disponibles a nivel mundial, como los productos de teledetección por satélite disponibles públicamente que pueden utilizarse como indicadores indirectos de la eutrofización. Esta meta 14.1 tiene dos indicadores: 14.1.1a sobre el índice de eutrofización costera y 14.1.1b sobre los residuos plásticos marinos.
 
Muchos países no disponen de la cantidad de mediciones de nutrientes en una zona o a lo largo del tiempo para poder evaluar el Índice de Eutrofización, por lo que GEO Blue Planet, una iniciativa compuesta por más de 100 países, está colaborando con UNEP para apoyar el desarrollo de subindicadores relacionados con la clorofila-a, un indicador común de la eutrofización, según indica la Dra. Emily Smail de la NOAA y Directora ejecutiva de Geo Blue Planet.
 
Lomovasky concluye afirmando que “La participación de Argentina, a través de investigadores del CONICET con distintas experticias en propiedades bio-ópticas del agua, fitoplancton, microplásticos y de diferentes instituciones, en este ejercicio de validación de un indicador de ODS, pone de manifiesto las capacidades nacionales para dar apoyo a iniciativas globales colaborativas, las cuales tendrán un impacto directo sobre la información que es posible generar a fin de ponerla a disponibilidad de tomadores de decisión a nivel nacional”.
 
Por Sabrina Aguilera para el CONICET Mar del Plata
Te puede interesar
Últimas noticias